¿Te salta el diferencial constantemente y no sabes que ocurre? ¿Cada vez que lo subes se desconecta? Bien, tengo que decirte que tienes un problema en tu instalación eléctrica. Aunque no te preocupes, siguiendo unos sencillos pasos, podrás localizar la avería en el interruptor diferencial. Es más sencillo de lo que parece y, con esta guía, te ayudaré a descubrir y solucionar el problema que tienes en tu instalación.

¿Qué es un interruptor diferencial?

interruptor diferencial

Un interruptor diferencial es un dispositivo de seguridad que se instala al inicio de una instalación eléctrica con el fin de protegernos de contactos directos, como puede ser, tocar un cable con tensión, o indirectos, como la derivación de la chapa de un electrodoméstico.

Hablando de una forma más clara: es el dispositivo que protege de que nos electrocutemos. Así de claro. Por lo tanto, estamos hablando de el dispositivo más importante de la instalación.

Su funcionamiento es bastante sencillo. El dispositivo se desconecta cuando percibe que hay una descompensación entre la tensión y la carga de la instalación, lo que se traduce en que existe una derivación. A grandes rasgos, el funcionamiento es este, pero si quieres más información puedes ver una definición más técnica.

¿te interesa saber algo más? Pues si quieres te explico que tipos existen, aunque esto no es relevante para una reparación, por lo tanto, si deseas ir al grano, pasa directamente a la localización de la avería.

¿Qué tipos de diferenciales existen?

Existen diferentes tipos de diferenciales. La clasificación más de estos se realiza basado en tres conceptos:

  • La tensión lo que se conoce como voltaje. Las instalaciones más habituales son monofásicas (tensión 230 v, aunque existen otras tensiones será la más habitual) y trifásicas (tensión de 400 v).
  • La sensibilidad. Este parámetro es el que describe la sensibilidad de disparo. Habitualmente será de 30 mA para instalaciones receptoras, como son las domésticas. También los tenemos de 300 mA para instalaciones industriales o líneas distributivas. En cuanto a sensibilidad, los hay de más tipos, aunque como digo estos son los más habituales.
  • La intensidad. Este parámetro es el que nos indica la intensidad (carga) que puede soportar el interruptor, por lo tanto, siempre tendremos que tener este parámetro igual o por encima de la carga de nuestra instalación.

¿porqué salta el diferencial?

Hay que tener en cuenta que el interruptor diferencial es un elemento de protección y su funcionamiento es el de detectar fugas eléctricas en la instalación. Habitualmente, estas fugas se produce porque existe una fuga a tierra. Estas fugas pueden ser por humedad, agua o algún contacto del conductor neutro con el de protección a tierra.

Es muy frecuente que se produzcan estos problemas en apliques de terraza (por humedad o agua) o electrodomésticos de zonas húmedas (como la lavadora o el lavavajillas).

No hay ni que mencionar, que retirar el diferencial no es una opción. Puedes pensar que sólo te afectará a ti, pero lo cierto, es que puede que provoques problemas a algún vecino.

Si quieres saber una experiencia de lo más rara continua leyendo sino, puedes saltar a la guía de reparación.

Una experiencia personal

Hace años me llamó una clienta por que tenía un problema de «calambrazos» en la ducha. En un primer momento, pensé que, como me había encontrado más de una vez, la bañera estaba conectada a tierra (como era muy habitual hacerlo antiguamente).

Al ir al domicilio y explicarme lo que pasaba, pasé mi detector de tensión por el grifo de la cocina ¡¡¡alucinante me daba más de 100 v en el caño de agua!!! La pobre no se inventaba nada.

Lo primero que hice fue comprobar si la vivienda disponía de diferencial. Además, a este le hice el test, pulsando el botón para tal efecto, y a priori funcionaba bien. Desconecté toda la electricidad de la vivienda y volví a realizar la comprobación con el mismo resultado.

Primera conclusión: el problema no era de la vivienda.

Debo reconocer que nunca me había pasado algo igual.

Por suerte, como era un bloque de pocos vecinos, pude coordinar con estos para ir desconectando la corriente de cada vivienda y hacer la comprobación.

Finalmente, descubrimos que el problema provenía del bar de la planta de abajo. Comprobé su diferencial y funcionaba bien pero… habían hecho una trampa: Por lo visto, el lavavajillas estaba comunicado y cuando lo ponían le tiraba la instalación. Un habitual y amable cliente (que decía ser electricista), lo solucionó desconectando el aparato del diferencial y, como consecuencia, electrificando la red de agua de la comunidad.

Como era el lavavajillas, no daba descargas constantemente solamente cuando lo ponían a funcionar.

Lo cierto, es que no he visto un caso como este nunca más, pero sin duda es una experiencia para recordar.

¿Como localizar la avería en el diferencial?

En primer lugar, te diré que habitualmente la avería se producirá en la instalación y no el en el propio diferencial. Además, será por fuga eléctrica en algún aparato receptor que esté instalado en zonas húmedas o a la intemperie.

No obstante, lo más sencillo y como primer, paso será la comprobación del interruptor diferencial.

Primer paso: determinar origen de la avería

El primer paso, será descubrir si la avería está propiamente en el interruptor diferencial o en la instalación. Determinar esto, será bastante sencillo.

Lo primero que haremos es desconectar las salidas de la instalación.

Para ello, desconectaremos los interruptores magnetotérmicos conectados al diferencial. En el caso que la instalación no disponga de estos, deberemos desconectar la salida del interruptor diferencial.

Para saber cuál es la entrada y la salida, deberemos utilizar algún tipo de detector de tensión o polímetro. La salida será aquella que estando el interruptor diferencial bajado, no tenga tensión eléctrica.

Es bastante recomendable disponer de estas herramientas por lo que si te interesa, puedes darle un vistazo a la selección de medidores eléctricos que he preparado.

Continuamos.

Es importante, que el interruptor diferencial esté energizado, esto quiere decir, que le llega corriente, porque en el caso contrario, la prueba no nos funcionará.

Ahora, teniendo corriente hasta el diferencial y la salida o salidas desconectadas (bien por se han bajado los térmicos o por que se han desconectado físicamente los cables de la salida del diferencial), sabremos donde está la avería: diferencial o instalación. Es muy sencillo, si tenemos la instalación sin carga y cuando rearmamos el diferencial sigue saltando, el problema está en este. Por el contrario, como hemos aislado el diferencial, si la avería está en la instalación, este aguantará conectado.

Si el problema está en el diferencial, la solución será la sustitución de este. En el caso contrario, en el que la avería esté en la instalación, deberemos seguir con nuestras investigaciones.

Cuidado con manipular las instalaciones eléctricas. Personalmente, recomiendo que consultes con un profesional, aunque si no puedes o, por cualquier motivo, te ves obligado a realizar estas reparaciones, como este es un blog de bricolajeros y no de corte y confección te dejo una guía para manipular y cambiar elementos de la instalación eléctrica.

Segundo paso: localizar circuito afectado

Si hemos seguido los pasos anteriores y se ha descartado que el problema esté en el diferencial, será momento de localizar el circuito donde se encuentra la avería.

Para ello, el disponer de circuitos independientes protegidos por interruptores magnetotérmicos, nos facilitará bastante las cosas. Puede ser que no sea nuestro caso, por lo que el proceso será un poco diferente. Por ello, dividiré esta sección en dos apartados diferentes, para poder seguirlo dependiendo del caso.

Localizar circuito afectado (circuitos independientes)

Como explicaba en el párrafo anterior si disponemos de circuitos independientes, se nos facilitará la tarea.

En primer lugar, bajaremos todas las protecciones de los circuitos, o lo que es lo mismo, los interruptores magnetotérmicos. El diferencial y las protecciones generales antes de este, deben estar subidas.

Ahora iremos conectando uno por uno cada circuito y esperaremos un tiempo prudencial, pongamos 10 minutos, para comprobar si salta. Lo más normal, es que alguno de los circuitos, sea el que desencadene el disparo del interruptor diferencial. Si hemos localizado este, ya sabremos más o menos por donde van los tiros. Normalmente, los circuitos que se verán afectados serán aquellos de zonas húmedas, (como aseos o cocina) o elementos a la intemperie.

Localizar circuito afectado (sin circuitos independientes)

En el caso que no tengamos los circuitos independizados, la cosa se complica un poco más. Nos quedará ir comprobando punto por punto, desconectando el aparato o elemento de la instalación, bien sea mediante enchufe o desconectando físicamente el cableado de este. La cuestión es que no le llegue electricidad para así, poder ir descartando qué elemento es el que está afectando a la instalación.

Tercer paso: localizar elemento afectado

Si hemos ido desconectando los circuitos y se ha conseguido localizar el circuito afectado, deberemos ir desconectando los elementos que estén en ese circuito. Como he comentado antes, lo más habitual serán aparatos que estén conectados a circuitos de zonas húmedas o se encuentren a la intemperie.

Cuarto paso: solución de la avería

El último paso será la reparación de la avería. Para ello, ya habremos descubierto que elemento de la instalación nos está haciendo saltar el diferencial. Hay que tener en cuenta, que como se ha explicado, el disparo del diferencial se produce por una fuga eléctrica y estas se producen por humedad, agua o porque el conductor neutro (el que no lleva tensión eléctrica y habitualmente será de color azul) esté comunicado de alguna manera con el conductor de protección a tierra (normalmente de color verde-amarillo).

Conclusiones

Como habrás podido comprobar, siguiendo unos sencillos pasos, podrás localizar la avería en el interruptor diferencial. Además, ahora sabes que normalmente las avería no se produce en este elemento de «protección» y recalco de «protección» y por ello no es para nada recomendable quitarlo.

Dependiendo de la magnitud de la instalación, será más o menos complicado y entretenido poder descubrir que está generando la avería pero, con paciencia y ganas, lo encontrarás.

Debo recordarte, que manipular los elementos de la instalación eléctrica puede ser peligroso y debes tomar las precauciones pertinentes además de estar atento en todo momento.

Espero haberte podido transmitir estos breves consejos para poder localizar una avería bastante común pero a la vez tediosa a la hora de encontrarla.

Si tienes alguna duda, sugerencia o deseas compartir alguna experiencia con nosotros comenta y comparte. Estaré encantado de leerte y responder.

¡¡¡ Nos vemos!!!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *